Vivir Como Soñamos

10 claves para diseñar un jardín en casa

como diseñar un jardín

Si estás pensando en cambiar el aspecto de los exteriores de tu casa y no sabes cómo diseñar un jardín, te contamos las 10 claves imprescindibles para hacerlo tú mismo, conocer qué herramientas se necesitan, saber por dónde empezar o cómo lograr el equilibrio perfecto, entre otros factores indispensables, para crear un espacio ideal adecuado a tus gustos y necesidades específicas.

No dejes que todo sea evidente

cómo diseñar un jardín evidente

Si no tienes experiencia, diseñar un jardín no es tarea fácil. Uno de los aspectos que ayudan para saber cómo diseñar un jardín correctamente, es la noción básica de que los distintos elementos que lo conforman no queden totalmente expuestos a primera vista.

Eso no significa que debas crear rincones escondidos sin sentido, sino que todos estos elementos, ya sean árboles, arbustos, zonas de comedor o zonas de estar exteriores estén perfectamente planificados y ubicados en el lugar exacto, creando rincones especiales, con personalidad y sentido estético.

Trucos y consejos imprescindibles para disfrutar de un hogar bien organizado Descargar Ebook "Guía práctica para la Casa"

Define correctamente los diferentes ambientes de tu jardín

cómo diseñar un jardín ambientes

Si en tu casa tienes espacio exterior para trabajar un jardín y quieres integrar distintos tipos de ambientes, hay mucho para imaginar: un comedor de exterior, una piscina, una zona de juegos para los niños, un pequeño chill out, una zona de parrilla o incluso un área para la casita del perro. Aunque probablemente no puedas llegar a diseñarlos todos, a no ser que tu jardín sea de grandes dimensiones.

Por esto, te recomendamos que primero hagas una lista de tus prioridades para que puedas definir cada uno de estos espacios y así ubicarlos en la mejor zona posible, para que el resultado sea estético y funcional.

Trabaja a partir de la definición de cada espacio y su ubicación más lógica. Por ejemplo, tiene sentido que la zona de comedor exterior esté cerca de la salida de la cocina o que sitúes el estacionamiento en la parte más alejada de la zona de ocio, para evitar que los autos circulen cerca de los ambientes de relajación.

La importancia de los puntos focales

cómo diseñar un jardín importancia

Para evitar que el diseño de un jardín sea monótono, debes pensar en introducir algunos puntos focales que llamen la atención sobre el resto de elementos.

Por ejemplo,si tienes espacio, puedes instalar una fuente o un árbol de dimensiones generosas que destaque sobre el resto de elementos vegetales. Este tipo de piezas te ayudarán a definir el espacio y el carácter que quieres darle a tu jardín.

No hay un número determinado de puntos focales correctos, sólo podrás definirlos dependiendo de las dimensiones de tu jardín, de forma que el espacio se vea equilibrado y bien terminado.

Piensa en conjunto

como diseñar un jardín conjunto

Precisamente, para que el jardín se vea equilibrado, es necesario que cada parte esté conectada con el resto. Procura pensar en conjunto, unificando las distintas zonas con elementos comunes, ya sea el tipo de piso o el uso del mismo tipo de jardineras. De esta forma lograrás dar un sentido visual a todo el patio o parcela.

Cómo diseñar un jardín con elementos que suavicen el conjunto

como diseñar un jardín elementos

En algunos casos, los jardines tienen zonas demasiado angulosas, por lo que es necesario usar algunos recursos para suavizar el espacio.

Los arbustos perennes son una buena solución, además de plantar pasto en algunas áreas para redondear el contorno y evitar que el perímetro sea demasiado dominante.

Multiplica la amplitud de tu jardín

como diseñar un jardín amplitud

Independientemente de la forma y tamaño que tenga tu jardín, puedes intentar generar mayor amplitud visual y funcional. Evita que se vea demasiado lleno, pues es importante que se vea amplio para otorgar esa sensación de distensión propia de los espacios de relajación o disfrute.

Procura que los elementos que equipan tu jardín sean proporcionados en relación al espacio disponible: si tu jardín no es demasiado grande, es preferible que elijas sofás de exterior más pequeños o algunas butacas individuales, en vez de poner piezas demasiado voluminosas, ya que si no el espacio se verá saturado.

Diseña también en altura

cómo diseñar un jardín altura

Lograrás diseñar un jardín equilibrado si añades piezas que le den altura al espacio.

Para conseguir la verticalidad deseada puedes plantar árboles, arbustos o macizos vegetales y añadir alguna pérgola, parrón o incluso estatua, si la superficie disponible te lo permite.

Transmitir sensaciones

como diseñar un jardín sensaciones

Uno de los aspectos clave para saber cómo diseñar un jardín es pensar en cómo transmitir sensaciones. 

Una de las sensaciones imprescindibles es la madurez del espacio, como si el jardín ya estuviera muy asentado. Esto significa que es preferible que plantes árboles y arbustos maduros, en vez de especies demasiado jóvenes y poco frondosas pensando que van a crecer. Con plantas y árboles maduros podrás disfrutar de tu jardín en las mejores condiciones desde el primer día.

La sensación de naturalidad es también esencial. Parece obvio pero no siempre se logra totalmente. Para conseguirlo puedes añadir muchas plantas de pocas especies, siempre adecuadas a las condiciones climatológicas de tu región, además de elementos de madera y piedra.

Simetría visual

cómo diseñar un jardín simetría

Para evitar que tu jardín se vea demasiado estridente es preferible jugar con la simetría.

Por ejemplo, aprovecha los patrones rectangulares instalados para los pavimentos de tu jardín y añade algunos arbustos podados y plantados de forma simétrica, para conseguir el equilibrio que al final cualquier jardín necesita.

Utiliza correctamente el color en el diseño de tu jardín

cómo diseñar un jardín color

En decoración, el buen uso del color es fundamental para crear espacios ricos en matices. En paisajismo también.

Por esto es fundamental usar el color como herramienta para diseñar en contraste o armonía, destacar puntos focales y crear sensaciones únicas.

Cualquier elemento que forme parte de un jardín aportará un color u otro, por lo que es necesario que lo tengas en cuenta al diseñarlo. 

Usa colores cálidos como rojos, amarillos o naranjos, si quieres transmitir sensación de calidez y alegría a través del espacio, mientras que si prefieres crear un jardín de aspecto calmado y sereno, es preferible que te decidas por tonos más fríos como azules, verdes y blancos.

New call-to-action

¿Y tú qué opinas? ¡Déjanos aquí tus comentarios!