Vivir Como Soñamos

Casas de madera: beneficios de construir y vivir en una

Las casas de madera representan muchas ventajas habitacionales y constructivas. Este modo de edificación se está convirtiendo en una solución muy beneficiosa, al igual que otros sistemas tradicionales, como la construcción en seco o los ladrillos.

Los principales tipos de madera que se usan para construir estas casas son el roble, el nogal, el cerezo, el olivo, el castaño y el olmo. Para el caso de Chile en particular, las maderas nativas de raulí o de coihue, son excelentes opciones y muy cotizadas. Todas las mencionadas, al ser macizas, son perfectas para las estructuras y techos. Luego, para revestimientos y pisos se pueden usar también cedro, caoba, roble, nogal, cerezo y abeto, que tienen un acabado rústico y muy vistoso. 


Las casas de madera no solo son muy sustentables y limpias al momento de construir sino que tienen muchos beneficios también en términos de habitabilidad, como mayor confort y calidez o la posibilidad de personalizarlas y adaptarlas a las preferencias de cada uno

Trucos y consejos imprescindibles para disfrutar de un hogar bien organizado Descargar Ebook "Guía práctica para la Casa"

Veamos a continuación algunos beneficios más de construir y vivir en casa de madera. 

Ventajas de construir casas de madera

  • Son más sustentables

Con la madera estamos haciendo un uso más razonable y consciente de los recursos naturales, lo que hace que la casa sea más sostenible, renovable y amigable con el medio ambiente. Además, la madera absorbe y almacena el CO2 de la atmósfera. Por cada metro cúbico de madera usado para construir una casa, estamos ahorrando 0.8 toneladas de emisiones de carbono. 

Es importante destacar que en muchos países la legislación obliga a plantar un nuevo árbol por cada uno que ha sido cortado. Con lo cual es clave que se considere este punto al momento de optar por un sistema constructivo con madera, y conocer muy bien el origen del material.

  • Eficiencia energética

La madera está compuesta por fibras huecas que contienen aire atrapado, lo que resulta un excelente aislante térmico y acústico. Se ha comprobado que este material es 6 veces más eficiente que el ladrillo y 15 veces mejor que el hormigón en cuanto a prestaciones energéticas. 

Estas propiedades hacen que se reduzca el consumo de energía y se gaste menos dinero en calefacción o aire acondicionado. En términos constructivos, se evita el uso de otros materiales complementarios para lograr resultados similares en el ahorro energético y en el acondicionamiento térmico. 

  • Durabilidad y resistencia

Teniendo en cuenta todas las medidas de protección correspondientes, especialmente contra la humedad, la intemperie y los organismos que atacan la celulosa, una casa de madera puede durar más de 200 años.

Su durabilidad y resistencia están relacionados con su composición natural. El núcleo de los árboles queda impregnado con sustancias químicas de alto poder conservador. Además, la madera es un material flexible con la capacidad de cambiar de forma o incluso volver a su estado original, lo que la hace especialmente apta para zonas de altas inclemencias climáticas.

Ventajas de vivir en una casa de madera

  • Poca humedad interior

Siempre que la casa esté ligeramente elevada del suelo y con una base bien aislada, los problemas de humedad serán temas del pasado. Recordemos que la madera regula la humedad ambiental de manera natural, lo que otorga un ambiente interior de calidad, frescura y bienestar. 

 

Las casas libres de humedad representan calidad de vida habitacional, evitan enfermedades respiratorias y brindan salud y confort a sus integrantes, especialmente para aquellos que sufren de alergias, asma o epoc. 

 

  • Confort

Al ser un aislante acústico por excelencia, las casas de madera otorgan una mayor sensación de tranquilidad. Gracias a la menor cantidad de ondas sonoras y reverberaciones, se genera un ambiente óptimo para un buen descanso

Si a esto le sumamos que, por sus características, tiende a mantener mejor la temperatura interior, sin duda es la mejor aliada de quienes buscan confort. Los materiales constructivos influyen en tu confort, tanto como lo pueden hacer los colores de las paredes, la ropa de cama o la luz natural. 

 

  • Personalizadas

Si bien antes hemos mencionado las casas de madera prefabricadas, no es necesario que tengas que elegir un modelo estándar. Como muchos de los elementos que conformarán la casa se cortan con maquinaria automatizada completamente a medida, puedes elegir tu propio prototipo de casa.  

Los planos y las diagramaciones de la casa son tan amplios, versátiles y proyectables como los beneficios de construir y vivir en una casa de madera. ¡Es solo cuestión de soñarla y hacerla realidad!

 

New call-to-action

¿Y tú qué opinas? ¡Déjanos aquí tus comentarios!